Locales Metro Portada MPR noticias San Juan Sociedad

Reclama Abreu Elías a la secretaria Keleher entrega inmediata de diez escuelas por $1 cada una

San Juan, 16 abr (INS).- El prominente abogado criminalista Luis F. Abreu Elías reclamó hoy a la secretaria de Educación, Julia Keleher, la entrega inmediata de una decena de escuelas públicas, al precio nominal de un dólar cada una, para convertirlas en charter bajo el método Montessori.

A la vez, el letrado aseguró que cuenta con un grupo de abogados para someter una demanda con el propósito de impugnar la Ley 85 de 2018 que, en violación a la maltrecha Constitución del Estado Libre Asociado de Puerto Rico, entrega bienes públicos para beneficio de particulares.

Abreu Elías se presentó en horas de la mañana al Departamento de Educación, en Hato Rey, con una carta dirigida a Keleher y 10 dólares en efectivo, que entregó a una funcionaria identificada como Norma Morales, para el traspaso de diez planteles en similares condiciones a la Fountain Christian Bilingual School del pastor Otoniel Font, que recibió la Escuela Julia de Burgos, en Carolina.

Al insistir que con su proceder Keleher, el gobernador Ricardo Rosselló Nevares y la Legislatura violan la constitución puertorriqueña, el licenciado Abreu Elías solicitó que se le asignen 500 estudiantes por escuela, pues ya tiene una decena de profesores universitarios jubilados y activos para supervisarlas.

“Voy a esperar que la secretaria de Educación me llame para firmar los contratos”, dijo a la agencia Inter News Service (INS) minutos después de entregar la carta y el dinero en efectivo, que recibió la funcionaria en la entrada del edificio.

Con su proceder, Abreu Elías condena la venta de escuelas públicas, al tiempo que pone de relieve la violación al Artículo II, Sección 5, de la Carta de Derechos que taxativamente establece que “no se utilizará propiedad ni fondos públicos para el sostenimiento de escuelas e instituciones educativas que no sean las del Estado”.

En su misiva a Keleher, el abogado aclaró que a pesar de que la legislación Promesa la hizo añicos, la Constitución de Puerto Rico nace de una ley federal, la ley 600, que no ha sido oficialmente derogada.

“A pesar de la clara disposición constitucional, la legislatura y el gobernador, que asumo no han leído la misma, han decidido aprobar una ley para violar la constitución que juraron defender cuando tomaron posesión de sus cargos”, expresó Abreu Elías.

Planteó que “cuando usted tomó posesión de su lucrativo e importante cargo, hizo un juramento similar”, por lo que “asumo que se aprobó la ley porque se ha concluido, que como aquí aplica la Constitución del imperio americano, y esta no tiene una disposición similar, deja sin efecto el Art. ll Sección 5 de nuestra maltrecha Constitución”.

Abreu Elías censuró la “complicidad” de los legisladores del opositor Partido Popular Democrático (PPD) con los del oficialista Partido Nuevo Progresista (PNP) en la creación de las escuelas charter que, junto con el lucro, el propósito es enajenar a los jóvenes estudiantes y conseguir su voto en las próximas elecciones.

Aseguró poseer información de que la secretaria de Educación cuenta ya con un listado de personas a las cuales regalará escuelas que pertenecen al pueblo puertorriqueño.

“Quiero denunciar que los maestros y todo el personal administrativo que estos mercaderes contraten no tendrán derechos laborales, ni pensión, ni vacaciones, ni plan médico, ni se podrán organizar sindicalmente”, advirtió.

Abreu Elías solicitó que el Departamento de Educación proceda a “botar el batatal político, ya que la venta de las escuelas no elimina la burocracia”, si esa es la razón para el establecimiento de las escuelas charter.

Imputó al mandatario Rosselló Nevares querer “acabar con el sistema escolar público”, al igual que su padre, el exgobernador Pedro Rosselló, “vendió la salud del pueblo a intereses religiosos y privados y vemos el desastre que creó”.

“Quiero que se sepa y entienda que este administrador de la colonia sigue la ruta que empezó su padre de vender todo lo que deje dinero, o sea de servicio al pueblo”, subrayó el abogado.

Abreu Elías insistió en que no quiere comprar escuelas ni enriquecerse de una ilegalidad, por lo que calificó de corruptos a los que las están adquiriendo regaladas, por lo que le produce satisfacción que un grupo de abogados se le ha unido para presentar una demanda para impugnar “una ilegalidad”.